5 dic. 2010

TINO NOS HA DEJADO (Oración fúnebre y soneto)

TINO
Foto de Terly (En nuestro viaje a Sicilia en Mayo de 2010)


ORACIÓN FÚNEBRE A CONSTANTINO FERNÁNDEZ GARCÍA
Escrito por su hijo José Carlos Fernández Romero y leído en la misa de funeral


Hay una medida infalible de la huella que dejamos en este mundo, una medida del bien otorgado, y otorgado con bondad de corazón: Esta medida son las lágrimas que derraman todos aquellos que hemos estado junto a ti: Padre maravilloso, el que todos quieren tener y que al no encontrarlo en la tierra, o como arquetipo divino del mismo, lo encuentran en el cielo. Padre maravilloso, hombre bueno, infatigable luchador. Según hemos ido llamando a familiares y amigos, para comunicar la triste noticia de tu enfermedad, que te consumía silenciosamente, o de tu muerte, tan repentina e inesperada, ¡cuántos han llorado, mudos de emoción, los mismos, seguro que ahora están llorando de gratitud. ¡Tal es la medida de tu bondad!
Querido Padre, querido esposo, querido hermano, querido amigo, querido suegro y querido familiar, querido jefe, querido abuelo:
Hay una palabra que es seguro que repiten silenciosamente todos los aquí presentes más todos aquellos que no han tenido oportunidad de asistir a este homenaje a tu memoria, pero a él se unen en sentimiento y corazón.
Esta palabra es GRACIAS
GRACIAS por tu generosidad, la generosidad de quien está siempre dispuesto a dar y dar a manos llenas, y al mismo tiempo transforma a quien da.
GRACIAS por tu paciencia, una paciencia perseverante e inteligente, como la de la Naturaleza, que tanto te gustaba contemplar y con tanta paciencia la interrogabas.
GRACIAS por tu ejemplo moral que jamás desfallecía.
GRACIAS por tu fortaleza viril, que a tantos amparaba, como la sombra protectora de un roble milenario. Inmóvil, firme y seguro en las tempestades de la vida.
Hiciste bandera del “enseñar al que no sabe”, y ¡con qué paciencia lo hiciste! grabando como en una piedra, para que jamás fuera olvidado.
Y si de piedra hablamos, ¡qué vocación de Constructor! Con inteligencia clara y mano vigorosa. Con pasos bien dados, firmes, sin retroceder nunca, incansable.
Construir, construir, construir, ¡qué capacidad de trabajo! Juegos para los hijos o los nietos, casas, fábricas, tiendas en las que muchas veces tú mismo hacías los montajes eléctricos, dejando asombrados a los empleados, a quienes siempre trataste paternalmente. Plantando encinas en macetitas que tú mismo transportabas a la tierra, por cientos, porque lo pequeño y parco no entraba en tu naturaleza. Abuelo y patriarca de la familia, cocinando tú solo para todos los convidados todos los domingos, muchas veces para más de veinte personas; o viajando, con más de 75 años infatigable por toda la geografía española muchas veces más de 7000 kilómetros por mes.
Construir sin fatiga, ser constante haciendo siempre honor a tu nombre, CONSTANTINO. Constante en aprender también, ¡no importando la edad! de patrón de embarcación con más de sesenta años, para llevar feliz tu pequeña barca en el Mar Menor de Murcia; o Informática, desde la A a la Z, ya con más de 70 años, el alumno de más edad, seguro, en la historia de esa academia, un curso de más de 300 horas a la que no faltaste a una sola clase, en medio de las burlas sin malicia de tus jóvenes compañeros y la descortés impaciencia del profesor.
Te sentías siempre joven para hacer, para planear y ejecutar, aunque sabías que el cuerpo cada vez acompañaba menos el ímpetu vigoroso de tu alma. Ya enfermo, en estos últimos días, sin casi poder afeitarte en el hospital decías, mirándote al espejo: ¡qué deterioro! Y te sentías como un Niño de Oro, como el Principito de Saint Exupery, en un cuerpo cada vez más decrépito.
Enamorado de la magia y vida de los números, que te seducían y tentaban, y a los que encontrabas un íntimo sentido; del comercio, que era para ti más un arte que sólo un medio de vida; siempre con un refrán en tus labios, una joya de la sabiduría popular, adecuado a cada ocasión, con una memoria de ellos que a todos nos dejaba pasmados.
Porque perdiste un padre, tu gran tragedia, con menos de 14 años y en condiciones tristísimas, quisiste ser como un padre para todos, para que todos pudieran tener el tesoro que siempre soñaste para ti.
¡Y quien no se sentía seguro a tu lado! Y ahora, tu gran inseguridad, la de la muerte, que examinabas una y otra vez filosóficamente, por ti mismo, sin querer atarte a ningún tipo de creencia, ahora ha desvelado ya su misterio ante los ojos de tu alma.
Y has comprobado al fin que la muerte no existe. Y seguro que otra vez te sientes liviano, joven, feliz, puro, y ante un camino luminoso que debes seguir y que nosotros, si superamos como tú las pruebas de la vida, intentaremos seguir también.
Y así nos volveremos a encontrar, en el Cielo o en la Tierra, en un mundo de sueños e ideales, o en el del batallar constante de esta vida.

¡BUEN VIAJE, PEREGRINO!
¡FELIZ VIAJE, GUERRERO DEL ALMA, SIEMPRE INFATIGABLE!

SEA NUESTRA GRATITUD COMO UN VIENTO QUE IMPULSE LAS VELAS DE TU BARCO, EN ESTA NUEVA SINGLADURA, Y TE LLEVE AL PUERTO ESPERADO Y SOÑADO

¡GRACIAS TINO!

---------------------------------


LAS HOJAS QUE HE PERDIDO EN EL CAMINO
De Terly

Tras una enorme lucha, dolores sobrehumanos y un sufrimiento ímprobo, Tino nos ha dejado.
Fue un hombre bueno. Sé que suele decirse siempre de las personas que se van, pero en este caso os aseguro que es cierto. No voy a decir nada que su propio hijo José Carlos no haya dicho ya mil veces mejor que yo pudiera hacerlo, sólo quiero desde aquí darle las gracias por su amistad, por lo mucho que quiso a toda su familia, entre los que me encuentro como parte integrante y por la ayuda que siempre me prestó como si de mi propio padre se tratara.
A continuación dejo un soneto que le dedico y, una vez que el dolor que me embarga es tan grande que no me permite pensar de momento en escribir, os dejo por una temporada hasta que consiga sacar fuerzas de flaqueza y recuperarme de este golpe que tanto daño me ha proporcionado.
A los que tenéis fe, os pido una oración por su alma y a los que no la tengáis, por si acaso, unas palabras dirigidas hacia lo más Alto.

Foto de Terly.
.

.
.LAS HOJAS QUE HE PERDIDO EN EL CAMINO
(A mi cuñado Tino, mi compañero del alma y mi amigo)
-Desde la tristeza y el dolor por su marcha-
.
..
Las hojas que he perdido en el camino,
han alfombrado mi alma de tristeza,
le han restado a mis flores su belleza,
quedándose en el tallo los espinos.
..
Perdido entre las sombras de los pinos,
ya del bosque no admiro su grandeza,
y aunque a mi paso aparto la maleza,
nunca aparece un río cristalino.
.
.¡Quién pudiera encontrar tras el collado,
allá en la distante lejanía,
un nítido horizonte de sosiego
.
.donde dejar mi cuerpo abandonado,
donde la luz, la paz y la armonía,
calmen en mi interior el vivo fuego!...
..
Terly
..

40 comentarios:

Urdanautorum dijo...

No es necesario haberle conocido para apreciar la grandeza de esa persona por la oración de su hijo y demás comentarios.
Lamento, con toda sinceridad, la pérdida de vuestro familiar y amigo Tino.
Un fuerte abrazo,

MiLaGroS dijo...

Me uno a ese sentimiento de pérdida. Al final lo que importa es el cariño que dejas y es mucho por lo que veo. Rezaremos pero por los que quedamos para tener una escala de valores en la vida que nos haga irnos por la puerta grande.
Abrazos.

Fernando dijo...

Amigo Terly: Un abrazo muy fuerte. Hasta gente como Tino se muere. La vida es tan rápida que no tenemos tiempo para dedicarnos a los que más queremos y los perdemos de vista cuando menos lo deseamos. Por supuesto que Peque y yo rezaremos por él y por todos vosotros. Contad siempre con nostros. Un fortísimo abrazo para su mujer, sus hijos y todos los suyos.

MAJECARMU dijo...

Terly,siento mucho el dolor que ha supuesto la pérdida de Tino,familiar y amigo...!
La carta de su hijo nos dá idea de su dimensión y carisma humanos.Tu homenaje y tu soneto triste,desgarrado,sumido en el dolor nos impresiona y nos acerca a ti,amigo. La vida material, caduca, nos prueba el espíritu y nos impulsa a la desesperación o a la fé y esperanza de otra realidad eterna...Rezamos contigo por toda la familia,para que el Creador les ayude a todos a aceptar los límites y vislumbrar la inmensidad.
Mi querido amigo,Tino vive en cada uno de vosotros que le habéis querido.El ha sido llamado...quizá para celebrar allá arriba la verdadera Navidad...!!
Mi gratitud por compartir y mi abrazo grande,grande y mi ánimo.
M.Jesús

Pilole dijo...

¡Bonitas palabras en un momento tán triste! Debió ser un gran hombre y padre por lo que dice su hijo. Siento la perdida. Un beso

Noray dijo...

Querido amigo, tú ya sabes que nuestros seres queridos no mueren jamás porque sólo muere quien es olvidado. Te dejo un fuerte abrazo y toda mi solidaridad en estos tristes y difíciles momentos.

MarianGardi dijo...

Terly, un abrazo, siento la perdida de Tino, un hombre ejemplar, seguro que seguirà vivo en todos los corazones que le habéis amado tanto.
Desde algún lugar él velara por ustedes y estará acompañándoles.
Besos y mi pésame para toda la familia.

Paloma Corrales dijo...

Lo siento, Terly. Un abrazo muy fuerte.

Laura Caro dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Laura Caro dijo...

Te abrazo en tu dolor, Terly, y te beso en el corazón.

MAR SOLANA dijo...

Querido, Terly:

No conocíamos al bueno de Tino pero tú nos lo has acercado hoy a pesar de todo tu dolor, algo que te honra ¡no sabes cuánto!

Lo estaba presintiendo, amigo, cuando hoy no he visto tu acostumbrada plegaria en la capillita de los domingos, "¡algo pasó!-me dije..." Y me he sentido muy triste sin saber por qué. Ahora lo sé...

Lo siento con toda mi alma, Terly, pero no te quepa duda que Tino encontrará, tras el collado, ese nítido horizonte de sosiego donde la luz, la paz y la armonía anegaran su espíritu de eternidad...

¿Y nosotros, Terly? No nos queda más remedio que dejarles ir en paz, permitirles que continúen su camino sin detenerles por nuestro intenso dolor... La vida es un paréntesis, alguna vez nos encontraremos POR ALLÍ...

Fuerte beso.

María Bote dijo...

Querido Terly: mi más sentido pésame por la muerte de Tino tu cuñado y amigo del alma. A traves de la carta maravillosa impregnada de amor filial de su hijo, se puede apreciar la extraordinaria valía humana de Tino. Yo, como creyente, ya he orado y lo hare más veces por su alma.
Descansa, amigo y cuídate.
Un abrazo solidario con tu dolor.
María.

Valdomicer dijo...

Anoche estuve en el Ateneo charlando con Fernando García Morales. Me comentó el reciente fallecimiento de su primo y cuñado tuyo Tino.
No lo conocía personalmente; pero había oído a Fernando tantas veces hablar de él y contar tantas anécdotas aventras de sus viajes, que no he podido evitar sentir una punzada.
Lo siento muchísimo y te ruego traslades mi sentimiento a tu esposa.
Un abrazo para tí.

Emilio dijo...

Siempre estará en vuestra memoria, Terly.
Desde aquí, un fuerte abrazo.

Maria Jesus dijo...

Lo siento muchísimo Terly. Rezaré por el, aunque por lo que todos decís de el, sería mejor que dijera, le rezare.

Un abrazo fuerte

Juliana Gómez Cordero dijo...

Querido Terly lo único que puedo decir es que lo siento.
Por el dolor y el pesar que sentís los que le onocíais y lo amábais, elevo mi oración para que Diós lo acoja en sus brazos y goce de su merecido descanso.
Mis condolencias a sus familiares y a tí, te acompaño en tu pesar, con un beso de sincera amistad.
Juliana

Jesús Arroyo dijo...

Terly:
Un fuerte abrazo.

Luisa Arellano dijo...

Te acompaño en estos momentos de dolor, mi querido paisano.

Un abrazo muy grande.

Carmendy dijo...

Apreciado amigo y paisano Terly:
Me uno a los oraciones por el eterno descanco de ese hombre bueno y ejemplar que fue Tino.
Descanse en paz. Seguro estará feliz cerquita de ese Niño Dios de la Navidad que nos ilumina y nos llena de amor y fe.
Mis condolencias para toda la familia y mi abrazo grande y sincero para tí, amigo.
Carmendy

Elena dijo...

Las perdidas siempre nos dejan ese hueco de silencio, que no se puede sustituir con nada.
Un abrazo

ARCENDO dijo...

Esta hoja de Arce, que te aprecia, te dice que las hojas no se pierden en el camino, querido amigo...; reverdecen y nos acompañan invisible y luego, más tarde... nos encontraremos luego con todos, y las ausencias que ahora duelen, luego serán encuentros y alegrías. Aquí no acaba la historia, para nosotros sigue, para ellos empieza.
Mis condolencias con tu dolor, amigo, mis oraciones para el, y mi esperanza por encima del todo, que es la que en estos momentos te ofrezco y comparto contigo.
ABRAZOS.

Galeote dijo...

Amigo Terly, nadie más que tú y su familia puede sentir la falta de un ser querido que se ha ido para siempre.
La vida es así, tan efímera que a veces no queda tanto tiempo como pensamos.
Sé, lo que es perder a una persona cuando de verdad se quiere, por ello, desde aquí, mi apoyo para toda su familia y para ti amigo.

Un fuerte abrazo. Juan Antonio

Juanjo Almeda dijo...

Hola Terly, amigo poeta, siento la partida de tu cuñado y amigo...
Sé que sigue estando en algún sitio.
Un abrazo

Shikilla dijo...

Solamente decirte que seguirán mis oraciones, ahora por su alma, las que fueron por mitigar su sufrimiento, su dolor. Las huellas en tanta gente, a su alrededor, engrandecerán su recuerdo.

Un fuerte y cálido abrazo para toda la familia, Terly.

Juan Vives Bravo dijo...

Querido Terly: Siento el dolor que trasmites en tu comentario y tus maravillosos versos por la pérdida de tu cuñado. Un fuerte abrazo. Juan.

Juan Vives Bravo dijo...

Querido Terly: Siento el dolor que trasmites en tu comentario y tus maravillosos versos por la pérdida de tu cuñado. Un fuerte abrazo. Juan.

atracciondelvacio dijo...

Amigo Terly, hoy tu dolor es nuestro dolor. Qué bonito recuerdo para Tino, al que nos has hecho conocer un poco con tu poema. Recuerdo un haiku japonés sobre las hojas que caen en Otoño, y que para cada una de ellas hay una mano que las acoge con infinita bondad.
Seguro que es así como ocurre.
Un abrazo y mucha fuerza.

Rafa

Anónimo dijo...

información impresionante, muchas gracias al escritor artículo. Es comprensible para mí ahora, la eficacia y la importancia es alucinante. Gracias de nuevo y buena suerte!

Oréadas dijo...

Un abrazo, siempre vivo en la memoria.

Conchi dijo...

Terly,no se que decite en este momento de dolor, si te sirve de algo, aqui tienes una amiga.
Un abrazo

Sílice dijo...

En casos así sólo se puede decir: Lo siento, amigo...

Un abrazo.

Carmendy dijo...

Abrazos y oraciones, mi querido amigo Terly.
Que el Niño Dios os colme de paz y amor.
Carmendy

Terly dijo...

Ha sido un enorme consuelo teneros a todos cerca en estos momentos de tristeza. El más grande de mis agradecimientos a todos vosotros con mi enorme afecto y un fuerte abrazo navideño.

Anónimo dijo...

Querido papá,
es precioso este poema que has escrito a Tio Tino...aunque tiene tanto de bonito, como de dolor encerrado entre sus letras.

Tio Tino fue como un ángel que encendió velas en nuestro camino cuando se había vuelto oscuro. Fue un ejemplo de valores para todos nosotros, y una maravillosa persona en la que el mayor de sus órganos era el corazón.

Si así era en la tierra, me puedo imaginar lo que podemos aprender y recibir de él estando en el cielo.

Todavía no me imagino que no está, lo siento cerca. Estoy convencida de que siempre lo tendremos a nuestro lado, más cerca que nunca.

Así que no estés triste papá...porque lo tenemos aquí al lado, y a él le gustará vernos sonreir cuando pensemos en él... Así era Tio Tino.

Un beso.
Paula

Terly dijo...

Querida hija Paula:
Cuando empezaba a controlar un poco mis emociones, vuelven a aflorar las lágrimas tras la lectura de tu sentido comentario, pero no me importa en absoluto porque como decía tu abuelo Pedro, "las lágrimas están hecha de la esencia más noble de nuestro ser" por eso yo no reprimo ni una sola.
Un beso muy fuerte, mi niña.

Anónimo dijo...

Papá, ya sabes que me cuesta mucho escribir. Sólo decir que me ha gustado mucho el soneto que has escrito y por supuesto, la oración del primo Carlos en la que se resaltan tan bien todas las virtudes de tío Tino. Como dice tío Pablo, falta la del sentido del humor que tenía y que nos hacía reir tantas veces. Recuerdo también cuando sacaba su trompeta, que tenía escondida, y nos tocaba alguna de las canciones que conocía...Le echaremos mucho de menos pero la muerte no es el fin sino el principio, y espero podamos reunirnos con él algún día. De momento, yo, lo único que sé hacer es rezar y cada día rezo por él, por tía Mª Emilia y por todos sus hijos. Un beso fuerte. Rosella

Terly dijo...

Querida hija Rossella:
No sé por qué dices que te cuesta mucho escribir con los comentarios tan afectuosos que sueles dejar cuando lo haces.
Tenéis razón con lo del buen sentido del humor que tenía tío Tino, los chascarrillos que nos soltaba para divertirnos y... con la trompeta, aunque no era ningún virtuoso, le salía muy bien aquello de "Por el camino Verde"
Estoy seguro que allá arriba, a más de un Santo le estará amenizando o haciéndole reír.
Un beso, mi niña.

JoViSant dijo...

UN SONETO
Una nube de pájaros piando
de súbito se alza a la palmera
cunado pasan personas por su vera
y huyendo se van revoloteando.

Que bonito fue ver allí piando
pidiendo con trinos, primavera
migajas que les echa por la acera
a mi hermana la veo disfrutando.

Así se cumplió aquél mandamiento
Y las aves las cuidan en en cielo
brillantes de luz con su plumaje

sin faltarles tal vez el alimento
las manos se unen a ese celo
cumpliendo después con el mensage.

José

Terly dijo...

José Vivas:
Hasta este momento no he leído tu bonito soneto y me disculpo por no haberlo comentado antes, pero esto de los blogs va a tal velocidad que cuando pasan seis o siete días ya no vuelves atrás para mirar.
El soneto es precioso y por él te felicito.
Un abrazo.

JoViSant dijo...

Gracias TERLY por el comentario del sonto, me agrada visitar tu blog No conocía a Tino seguro era un buen poeta aparte de buena persona.
La vida nos sorprende cada día.
lo siento.