11 may. 2009

CAFE BAR ÓPERA

De terly
.
.



CAFÉ BAR ÓPERA
(A y Vicente Bonilla, amigos con quienes compartí horas y Mesa)
.
.

¡Cuántas horas de juventud pasadas
en el viejo Madrid de los recuerdos! ...
sentado sí, en un bar, semi en penumbras,
sorbo a sorbo me fui bebiendo el tiempo.

La barra de mármol blanco agrietado,,
en ella, cuatro bandejas de acero,
una mugrienta lata hace de bote
con diez o doce "perras gordas" dentro.

Un gran ventilador de enormes aspas
que giran lentamente bajo el techo,
el perchero, arbolado, de madera,
y cabe a él, un redondo paragüero .

Sobre la mesa un café, "Stretto", humeante,
servido por un viejo camarero,
un libro ennegrecido de mil poemas
y un rojo bolígrafo entre mis dedos.

Ópera se llamaba aquella tasca,
del teatro recibió el nombre, por cierto,
Salustiano López la regentaba,
hoy hace más de cuarenta años muerto.

Terly
Copyright, Terly ©

30 comentarios:

Anónimo dijo...

VICENTE dijo:
.
¿Dónde estará el sereno?
Llevo 45 años tocando las palmas sin que este vasallo del aguardiente atienda mi llamada. Recorro la solitaria calle del Arenal y busco al asturiano canijo y basculante armado de chuzo y llaves heterogéneas. Desde la pensión Portillo a la Puerta del Sol y vuelta hasta el Café Opera donde espío su interior tratando de sorprender a este devoto del orujo. Pero no, allí solamente controla y fiscaliza el local Elliot Ness y sus muchachos. Y en el espejo del silencio y la remota memoria la imagen elegante de dos distinguidos crápulas trasnochadores. Bonilla aferrado a su cigarrillo incombustible y Terly memorizando en castúo:

"Señol jues, pasi usté más alanti
y que entrin tos esos,
no le dé a usté ansia
no le dé a usté mieo"...

¿Dónde estará el sereno?
En esta desolada noche de otro año de 365 días llamo pero solamente vienen los recuerdos.

ARCENDO dijo...

Que descripción amigo, definitivamente aquellos eran unos lugares fantásticos, en sus tertulias corría el café lo mismo que la palabra. Que tiempos aquellos.
SALUDOS.

Mar Solana dijo...

Vaya, vaya, mi querido Terly, ¡con qué poquitos versos has hecho posible que viajemos en el tiempo, si hasta el café de esa época olía y sabía mejor! ¿me equivoco?

;=))

Un fuerte abrazo y que sueñes con tus angelitos (¿qué tal duermes, por cierto?...)

porlafamiliaporlavida dijo...

Hola Terly:

Precioso, realmente precioso, te hace imaginar en mi caso, cómo sería esa época, y parece que casi huelo el aroma el café, y el humo el tabaco, un beso para toda la family, de mi parte y de toda la mía.

Jesús Arroyo dijo...

¡Madre mía! Esos viejos cafés con tanto que contar... esos viejos amigos con tanto que decir, que escuchar...
Un abrazo Terly.

Pedro dijo...

¡Nostalgias, recuerdos...!
¡Qué bonito es recordar de vez en cuando...!
Un aplauso, Terly.

Javier Fernández dijo...

He vuelto a mi juventud, frente al Palacio Real, donde la comida de los miercoles era toda una institución entre mi amigos.
Gracias de verdad, que buen momento he pasado.
Un abrazo Terly.

urdaneta dijo...

Creo, a pesar de "el embargo", que todos los recuerdos en el fondo son bellos, porque, si recordamos, es que existimos, aunque nos cubran de nostalgia.
Debió inspirarte el café por la hora en que creaste la poesía, hermosa como todas las que creas.
Un abrazo.

Natalia Pastor dijo...

Ya no hay cafés ni tertulias como aquellos,Terly.
Un magnífico retrato de una época pasada maravillosa.
Besos.

Militos dijo...

Precioso y merecido poema a ese café donde escribirías tus primeros versos.
Debajo de mi casa tengo todavía uno parecido, con mesas y sillas semejantes.
Se llama Moliére y de vez en cuando hay tertulias literarias.
Si vienes por Madrid te invito a un café en él ¿de acuerdo? Creo que te gustará.
Un beso lleno de nostalgia, ya sabes lo dada que soy a ella y encima vas tú y la fomentas.

Terly dijo...

Vicente:
Querido amigo, no quería que esta poesía me afectase demasiado en mi nostalgia, pero me has hecho polvo recordándome a Elliot Ness, al canijo del sereno borrachín y a la pensión Portillo donde tantos y tan buenos amigos hicimos. Ahora soy yo quien pregunta ¿Qué habrá sido de Miguel, el de Calahorra y aquella chica de la limpieza a la que siempre perseguía corriendo tras de ella por el largo pasillo?

Arcendo:
Buen amigo. Tengo unos recuerdos maravillosos del Madrid de los años sesenta. ¡Qué distinto era todo!

Mar Solana:
No te equivocas, Mar, el café tenía el sabor de tertulia, unas tertulias como él, a veces calentitas y humeantes.

Anaroski:
Me alegra haber conseguido introducirte un poco en el ambiente de aquel Madrid.

Jesús Arroyo:
Mi buen amigo, los recuerdos te hacen revivir momentos inolvidables, pero... son reflejos de viejos coraznes.

Pedro:
Lástima no habernos conocido en aquellos años porque sino, seguro que los recuerdos aún serían más valiosos.

Javier Fernández.
Aquellos lares, querido amigo, eran los míos: Palacio Real, Balcón de Felipe II (desde donde se veía todo el sureste de Madrid)
Plaza de la Ópera, Calle Arenal. Cuántas correrías en época de estudiantes. Eso sí, un poco pillastres también éramos.

Urdaneta:
A ciertas edades, amigo mío, si no te aferras a recuerdos de juventud como ésto, ¿qué te queda?

Natalia Pastor:
Puede ser que a los jóvenes de ahora les "mole" más esta época pero para mí, como aquella... Ufff.

Militos:
Era un bar de lectura más que de escritura, de charlas, de Televisión cuando aún estaba en pañales, de dados para jugarnos el café después de cenar en la pensión Portillo y de largas noches de insomnio.
Te acepto encantado ese café en el Moliére, será todo un placer saborearlo en tu compañía.

Un fuerte abrazo para todos, queridos amigos y gracias por estar ahí.

Martha Colmenares dijo...

Hola Terly, ya ando por aquí, me gusto mucho leerte.
Ya en dias responderé al premio.
Abrazos y gracias
Martha

García Francés dijo...

Precioso alarido de melancolía, D. Terly.

Me ha dejado preocupado, ¿de verdad no se entiende mi entrada?

Un abrazo muy fuerte, amigo.

García Francés dijo...

Quizás salvemos el culo pagando

Por lo menos, el 50% de los españoles tiene serios problemas para asumir como propia la bandera y el ejército de su nación. Animados por el Sr. Zapatero, “España es un concepto discutible y discutido”, muchos ciudadanos dudan incluso en admitir la idea de patria. SIGUE...

Quizás salvemos el culo pagando

Alatriste dijo...

Recuerdos que derrochan melancolía. Fotos de nuestro pasado que todavía vemos con cariño. Me gustó perderme en tu nostalgia. Eres un maestro con los versos. Un abrazo fuerte, amigo.

Jose Ramon Santana Vazquez dijo...

..olor a buen cafe,charla y tertulia necesaria que pocos quedan y como se añoran...un fuerte abrazo jose ramon.

Pilole dijo...

¡Que bonito café! según describes la situación...parece que estuviera allí sentada saboreándo ese humeante café y mirando como alguien escribe un poema....Un beso

Terly dijo...

Martha Colmenares:
No sabes la alegría que me hace verte de nuevo por aquí, eso es señal de que todo va bien.

Garcia Francés:
Amigo D. Alfredo, nunca mejor definido; "alarido de melancolía" una fotografía magnífica sin usar cámara.

Alatriste:
Me gusta que te pierdas en mi nostalgia y sobre todo que me acompañes en ella.

José Ramón Santana:
Eran unos sitios entrañables para reunirse con los amigos y mantener largas conversaciones de todo tipo.
Ya lo creo que se añoran.

Pilole:
Este tipo de cafés tenían un encanto particular y los camareros terminaban siendo verdaderos amigos, casi familia.

Un abrazo muy fuerte para todos.

GKCh dijo...

Querido Terly:

Muchísimas gracias por tu amable comentario, me anima mucho a seguir en esa línea y es un placer tenerte como amigo.

Hablando de literatura, aprovecho el darte las gracias para alabar tu poema sobre aquel café y aquel Madrid que conociste y compartiste con tus amigos. Un poema hermoso, entre la ternura y la nostalgia del tiempo pasado. Te felicito por los versos y, sobre todo, por tu forma de ser-

Un abrazo muy fuerte, Terly

PS: ¿Cómo va todo? Espero que bien. Por si acaso, cuídate mucho, que tienes que seguir mucho tiempo por aquí dando guerra, querido 'Extremeno en Cataluña'...

García Francés dijo...

D. Terly, dos temas en uno. ¿Tan distintos? Un abrazo muy fuerte,amigo.

Pérez-Reverte... y el Debate

El otro día en Estrella Digital leí una frase que me sedujo y me hizo morir de envidia. “El capitán Alatriste ya no me pertenece, me ha trascendido”, afirmaba Arturo Pérez-Reverte. SIGUE...

Pérez-Reverte... y el Debate

roxana dijo...

Hola Terly! Que hermoso cafe!!!!, con personalidad e historia! Me encantan, Ahora se hace todo tan moderno y frio y rapido, que es un placer estar y recordar estos bellos lugares, donde cuando uno entra ya se siente inmerso en un pensamiento y estar diferente! uN SALUDO. rOXANA

Terly dijo...

GKCh:
Gracias por tu amistad y por tu afectuoso comentario.
Lo de la nostalgia debe ser por aquello de que "cualquier tiempo pasado fue mejor" o por lo menos nos lo parece.
Un fuerte abrazo, amigo.

Roxana:
Tienes razón, aquellas salas de café y tertulia poseían un encanto muy particular, nada tenían que ver con los modernos bares y cafeterías de ahora que parecen sacados de películas de naves espaciales.
Un cordial saludo.

GKCh dijo...

¡Gracias por tu comentario, Terly! Eres la amabilidad personificada. te invito a una café en ese Café del que hablas en tu poema...
Un abrazo

Álianar dijo...

!Qué tal Terly! Hacia tiempo que no tenia un rato para disfrutar de los blogs pero ya me he peusto un poco al dia, veo que sigues igual ed activo, o incluso mejor! Tus poesias siguen llegando al alma con una frecuencia que ya podrai tener el transporte publico jaja
Saludos, un fuerte abrazo :)

Terly dijo...

GKCh:
Me complace tomar ese café en tan buena compañía. Gracias.
Un saludo.

Alianar:
¡Qué alegría verte por aquí!
Visitaba con frecuencia tu blog y al ver que no lo actualizabas comprendí que estarías muy atareada con tus estudios. Ahora iré a dar un vistazo.
Siempre que puedas, no dejes de componer que lo haces muy bien
Gracias por tu visita y tu comentario.
Un beso muy fuerte.

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

Que preciosidad de texto Terly, gracias por compartirlo aunque hoy estoy con las tripas revueltas por la actuación de TVE anoche, qué insulto a los españoles, qué falta de respeto,
besucos

García Francés dijo...

Un abrazo, D. Terly.

Con 34 clavos en la cabeza. PRISA y la Copa

En Australia han asesinado a un inmigrante chino disparándole en la cabeza con una potente pistola de clavos de las usadas en la construcción. Luego lo envolvieron en una alfombra, lo ataron con cable eléctrico y, al pantano, para los cocodrilos. SIGUE...

Con 34 clavos en la cabeza, Prisa y la Copa

Terly dijo...

Mª Ángeles Cantalapiedra:
Querida amiga; lo sucedido ayer con TVE es de auténtica vergüenza nacional, digno de una dictadura tercermundista. Ya no podemos decir que cada vez nos vamos acercando más a Cuba, Venezuela o Bolivia porque les hemos dado una pasada de vértigo.
Un beso.

Garcia Francés:
En cuanto pueda me paso a leer sus 34 clavos.
Un abrazo.

jesus dijo...

muy gráfia, eso como si estuvieras allí
aunque se me hace de fondo el cantar melodioso de una interprete despanpanante que suelta lentamente su voz
saludos

Juliana Gómez Cordero dijo...

Querido Terly, no por ser de las últimas en comentar este post tuyo,es menor mi emoción por los recuerdos que me invaden al ver la imagen de su ilustación que reviven en mí esos bares antiguos y ya desaparecidos aquí en Argentina,(que también los hubo, porque eran universales)y al evocarlos me llevan a esa época lejana que tanto añoro.

Gacias por tan bello recuerdo.
Un cordial abrazo