19 may. 2011

UN DIECINUEVE DE MAYO

De Terly




Mi madre


UN DIECINUEVE DE MAYO
(Aniversario de la muerte de mi madre)


Quedóse estático el viento
y no cantó el ruiseñor,
perdió el perfume la rosa,
y se hizo sombra el albor.

Un Mayo desgarrador
se apagaron las estrellas,
selló en el alma la huella
que marcara mi dolor,
cedió el jardín su fragancia
su frescura, su elegancia
y su atractivo color.

Un diecinueve de Mayo
la muerte segó su tallo,
sin hojas quedó la flor,

Terly

24 comentarios:

ARCENDO dijo...

Preciosísimo homenaje, al que me sumo con mi oración. Pero quiero recordar en este caso otro verso que viene al caso..:

...cuando entonces aparece
sonriendo el Buen Jesús.
Y así dice: "En mis campiñas
esa rosa le ofrecí:
son mis flores de las niñas
que al soñar piensan en mí".

Yo sé, querido amigo, que esa flor de la que tu hablas hoy está en esas campiñas disfrutando del buen Jesús..., y esperándonos a todos.

ABRAZOS.

Terly dijo...

Querido Arcendo:
Me gusta mucho el comentario que me haces, así como el breve poema con el que lo complementas.
Por la enorme bondad que desprendía (lo digo yo que soy su hijo pero también lo decían cuantos la conocieron) creo que sí, que como tú mencionas, "estará en esas campiñas disfrutando del buen Jesús"
Un abrazo.

Fernando dijo...

Terly, amigo, un abrazo muy fuerte.

Pilole dijo...

A pesar de la pena de haber perdido a un ser querido, es bonito recordar todos los buenos momentos vividos junto a esa persona; yo prefiero quedarme siempre con lo bueno. Un abrazo

Terly dijo...

Fernando:
Gracias, querido amigo, para ti otro de la misma intensidad.

Terly dijo...

Pilole:
Mil gracias por tu comentario y por tu siempre bien recibido afecto.
Continuo disfrutando de tus fotos de Valencia de Alcántara que son espectaculares. ¡Qué ganas de volver a ella!
Un enorme beso.

Juliana Gómez Cordero dijo...

Querido Terly;ese bello homenaje a tu madre,es conmovedor y estoy segura que llegó hasta ella, y sus amorosas manos te dieron su bendición.
Un beso, mi querido amigo.
Juliana

JUAN dijo...

La imagen que nos muestras de tu madre habla por sí sola: desborda de bondad, ternura y simpatía.
Yo no creo que esté en el campo convertida en flor, sino más bien anda a tu lado cuidando tus pasos e inspirándote para que escribas magníficos poemas.
Un abrazo, amigo.

MarianGardi dijo...

Bellisimo sonteo.
No te veo Terly, por onde andas.
Un abrazo

Paloma Corrales dijo...

Tiene toda la ternura y todo el amor, precioso.

Un besazo.

Anónimo dijo...

Querido hermano.
Tu poesía dedicada a mamá me ha conmovido y te doy las gracias por manifestar ante tus lectores,tu amor hacia ella, expresado con esa lírica llena de ternura que siempre acompaña tus poemas.
Espero que desde donde esté haya podido leerte.
Un abrazo
Pablo (Simbad)

Militos dijo...

Querido Terly: hay fechas que quedan para siempre en el corazón. Sabes cómo admiro a tu madre y voy a disfrutar mucho con ella cuando nos encontremos en la VIDA.
Tu poema destila tanto amor que da vértigo.
Un beso con mi cariño

Urdanautorum dijo...

Los católicos tenemos la suerte de tener la esperanza en esa Campiña que dice Arcendo.
Siempre que se pierde a un ser querido, auqellos que a diario recuerdas, te queda aquel consuelo.
Un abrazo amigo Terly.

MAJECARMU dijo...

Terly,tu madre murió en el mes de mayo,mes de la flores y de la madre de Dios.Ella como una flor entró a la gloria y desde allí,emocionada contempla estas letras,que le hablan,sencillamente de amor.
Mi felicitación y mi abrazo inmenso,poeta.
M.Jesús

Galeote dijo...

Y es que una madre es todo porque entre muchísimas cosas más, nos da la vida amigo.

Terly, un hermoso poema a su recuerdo que desborda amor y ternura.
La mía, también se me fue y casi siempre me acuerdo de ella.

-Recuerdo sus manos que al viento se abrían, dándome consuelo, calor y esperanza, unas manos tiernas que nada pedían y que con cariño todo lo entregaban...

Un abrazo... Juan.

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Terly, gracias por recordar a su madre, al mía también la tengo en el cielo hace 11 años contaba 71 y murió atropellada en la calle de su casa. Me uno a la suya.
Con ternura
Sor.cecilia

Terly dijo...

Juliana, Juan, Marián Gardi, Paloma, Militos, Urdanautorum, Majecarmu, Galeote y Sor Cecilia; Os agradezco a todos y cada uno de vosotros, así como ya lo hiciera a algunos comentaristas anteriores, vuestra presencia en este homenaje hecho a mi madre en el día del aniversario de su fallecimiento. Todos habéis dicho cosas muy bonitas y a todos os lo agradezco conjuntamente para no hacerlo más o menos a unos que a otros.
Perdonarme si no os dedico ahora tanto tiempo como lo hiciera en periodos anteriores pero últimamente dispongo de menos tiempo para dedicarle a estos menesteres, lo que no quiere decir bajo ningún concepto que me olvide de ninguno de vosotros.
Para todos un afectuoso abrazo y uno un poco especial para mi hermano Pablo que también se ha manifestado con todos vosotros.

Humberto Dib dijo...

Terly:
Hermoso poema para quien te dio la vida y, seguramente, mucha felicidad.
Un beso desde Buenos Aires.
Humberto.

Terly dijo...

Hunberto Dib:
Gracias, Humberto, por tu afectuoso comentario y tienes razón, además de darme la vida, nos dio a cada uno de sus seis hijos, una enorme cantidad de felicidad.
Un abrazo, amigo.
Juan José (Terly)

MAR SOLANA dijo...

Querido Terly:

Que versos más hermosos para una mujer tan bella... A mí me gustaría enviarle un correo al cielo :) para decirle el pedazo de artista que trajo al mundo, pero creo que ELLA YA LO SABE, ¿verdad?

La muerte habrá segado su tallo, pero la flor seguro que tiene más hojas que nunca... en el cielo no necesita la raíz...

Un fuerte abrazo, amigo.

PSD: Yo también ando poco bloguera, no me queda tiempo casi en el diario. Espero que, como dices, a los amigos no nos olvides :(

Ana Villalobos Carballo dijo...

Precioso homenaje, Terly, lleno de ternura y amor. Es un dolor profundo que tu has sabido llenar de hermosura.

Besos que te acompañen

Ana

Carmendy dijo...

Hola Terly.
No quería dejar de comentar ante esta hermosísima entrada que dedicas a tu querida madre.
El poema es precioso, seguro que allá donde se encuentre se sentirá muy feliz, sabiendo los poemas tan maravillosos que le dedicas.
Un gran honor pasar por tu espacio.
Besos desde tu querida Extremadura.
Carmendy

Jorge Torres Daudet dijo...

Solo se me ocurre enviarte un fuerte abrazo, Terly, también para tu simpática y entrañable
esposa.

Ángel Reyes dijo...

Amigo, este bello poema a tu madre después de la especial sensibilidad que tengo al ver tu comentario y escuchar a la mía, hicieron de nuevo humedecer mis ojos.
Sois una familia de poetas. Leí algunos poemas y son de obras de arte.
Me quedo a seguirte y tenerte mas cerca. Abrazos.